FERTILIDAD

julio 01, 2018

FERTILIDAD

De la Infertilidad a la gran tarea de ser Padre. ¿Cuál de éstas dos es el reto?

Autor: Rosa Lilia Villagomez

Hola. A ti, mi querida amiga Fem, te platico esta vivencia que tuve hace más de diez años; quiero contarte mi historia, quizás en ella te veas reflejada.

Quizá no sea tu caso, pero considero que es un buen tema para conectarnos y empatizar como mujeres que buscan lograr su objetivo y sacar desde lo más profundo de su ser ese deseo infinito de ser madres.

Te contaré un poco de mí. Me casé pasando los treinta años, creí que buscar un bebé era sólo cosa de calendario y de días fértiles, pero pronto me di cuenta de que era más que eso: era cuestión divina, iba más allá de mis razonamientos.

Me detectaron infertilidad por causas desconocidas; evidentemente, no sabía yo por dónde atender esa infertilidad hasta que descubrí que iba más por el lado emocional, el lado de los linajes, el lado de las energías guardadas de mi clan femenino. Fue cuando decidí entenderlo y trabajarlo para lograr ese embarazo que tanto deseaba.

 

Estuvimos en tratamiento para lograr concebir, tanto mi esposo como yo, pero es la mujer quien se toma cosas, quien se hace y se inyecta todo lo necesario para preparar su cuerpo para gestar un nuevo ser y lograr llegar a término con un embarazo sano.

 

Así transcurrieron seis años de mi vida, entre inseminaciones artificiales y una In Vitro.  Tantas hormonas en mi cuerpo terminaron regalándome diez kilos extra que no podía bajar con nada y también un temperamento muy susceptible.

 

Por fin, después de ese tiempo de no quitar el dedo del renglón, el universo nos regaló la oportunidad de vivir un embarazo sano y de saborear la experiencia de ser padres biológicos.

 

¿Qué aprendí con esta experiencia que nos llevó más de un lustro?

Que deseábamos mucho ser padres.  Lo teníamos muy claro, buscamos opciones médicas, llegamos al In Vitro, incluso iniciamos trámites de adopción, pues queríamos ser padres aun sabiendo que quizá no sabríamos lo que era vivir un embarazo.

Entendí que a pesar de que le pidas al universo con toda la fe, debes pedirle con la consciencia de que has hecho también tu parte.  Quizá yo pedía ser madre desde una carencia, desde el miedo, desde la duda o desde los sentimientos y emociones que mi abuela y mi madre habían tenido cuando decidieron unir sus vidas desde su plan de alma.

 

Cuando me dejé llevar por la mano de Dios y puse mi voluntad en su voluntad, entonces todo se dio de manera mágica y bendita.  Mi deseo más grande en la vida ahora es tangible, lo veo, lo escucho, me abraza y me ama como la hija de diez años que ahora agradezco y bendigo por haberme dado la oportunidad de ser mi maestra desde antes de llegar a este mundo.

 

Pero soy consciente de que, como yo, muchas mujeres deseaban lo mismo hace diez años y hoy en sus vidas no se ha materializado lo que desean.

 

Pienso que la mejor manera de honrar a la vida por la fortuna de ser madres es apoyar a nuestros hijos, amándolos, inculcándoles la fe y el amor a la divinidad que nos creó; enseñarles valentía y determinación para que no se acostumbren a situaciones que no les den felicidad, siendo compasivos y nobles con otras personas y con su manera de vivir los procesos por los que atraviesan, buscando siempre lograr metas y enfocándose en vivir sanamente sin etiquetas y sin juicios.

 

¡Qué gran tarea la de ser padre! ¡Y qué gran regalo, también!

Estoy a tus órdenes, soy Rosa Lilia Villagómex C.


MELALEUCA

Conoce los productos MELALEUCA  que están en nuestro catalogo y toda la información para contactar a Rosa Lilia Villagómex.

Para más información, comunicate con ella:

 WhatsApp 55-4191-4407





¡Conoce todas las Novedades de FW!

FW Member

¡Suscribite a Nuestro Newsletter!